OjoDePez v2.0

17 Febrero 2012

Easmo – Papá Suicida

Archivado en: Comics, Número 16 — Etiquetas: — na_th_an @ 9:51 am

easmo-16_b_1-700


9 comentarios »

  1. Jo…¡no se ha suicidado!

    La historia podía dar más de si…cuando el niño encuentra las revistas se podía alargar con más gags, y que pasaran más cosas…deja con ganas de más.

    Y el niño no tiene el aspecto de tonto de los comics anteriores

    Comentario por Goe — 17 Febrero 2012 @ 11:56 am

  2. … Como si no llevara nada…
    … No llevara nada…
    … llevara nada…
    … nada…

    Me encanta el “zoom” progresivo de tensión final :-)

    Comentario por na_th_an — 17 Febrero 2012 @ 15:06 pm

  3. Totalmente de acuerdo con el amigo Goe,me quedo con ganas de mas,tienes que hacer una segunda parte.
    Es con la que mas me he reido.

    Comentario por dani casado — 17 Febrero 2012 @ 16:25 pm

  4. Bueno, las historietas de Papá Suicida están pensadas intencionadamente para que sean simples tiras de una página como mucho, de ahí que el chiste sea sólo esto. Pero vamos, que si os deja con ganas es buena señal, así que me lo apunto…

    Comentario por Easmo — 17 Febrero 2012 @ 21:50 pm

  5. Morticia debe de haberle dado ganas de vivir, porque ha renunciado al suicidio

    Comentario por J.Padín — 17 Febrero 2012 @ 22:13 pm

  6. Me encanta la última viñeta ¡Qué tensión!

    Igual que en la otra historieta, aquí te lo tengo q volver a decir: no sé que pone en los lomos de los libros :S

    Comentario por birobiro — 18 Febrero 2012 @ 16:37 pm

  7. Morticia, quién no quedó marcado por aquellas… dotes interpretativas. Aquello no tenía ningún sentido, pero no importaba, claro. El comienzo y el final de la página están muy bien, un gran papá suicida.

    Comentario por ilustradanus — 18 Febrero 2012 @ 20:32 pm

  8. Morticia Addams… ¿cómo un nombre que alude claramente a la muerte puede ser el de alguien con tanta vida? Cierto, cierto, es casi lo único que le da vida al pobre Malindo.

    Comentario por Easmo — 18 Febrero 2012 @ 20:50 pm

  9. Me recordó a las primeras películas de Lynch, con esos misterios en la gente y esas muecas más allá de toda medida. Celebro la aparición de Little Ripper (peluches ya!), pero el final me puso nervioso más que divertido.

    Comentario por Pintado — 22 Febrero 2012 @ 16:32 pm

Suscripción RSS a los comentarios de esta entrada. TrackBack URL

Dejar un comentario

Cosilla de seguridad:

Administrado con WordPress. Traducido por Ayuda WordPress.